¿Has sido víctima de fraude comercial?

¿Qué se entiende por fraude comercial?

Se puede englobar dentro de la conducta de fraude comercial todo el conjunto de actividades deshonestas e ilegales perpetradas por personas o empresas con el fin de robar dinero y/o información personal de la víctima. Estos tipos de prácticas a menudo aparecen bajo la apariencia de comercios legítimos.

Medios utilizados para realizar fraudes comerciales

La gran mayoría de fraudes comerciales se cometen a través del correo electrónico pero cada vez es más frecuente que se produzcan a través de llamadas telefónicas, aplicaciones de mensajería o las propias redes sociales.

Fraudes cometidos a través de internet

  1. Phising: es una técnica que consiste en suplantar la identidad de personas, entidades o servicios conocidos para poder engañar a consumidores y hacer que estos faciliten información personal y bancaria. La forma más frecuente de que se produzca el Phishing es enviar un correo electrónico y/o mensaje SMS para que los consumidores, a través de un link, accedan a una página web fraudulenta o realicen algún tipo de operación con sus datos bancarios para así, poder extraerles el dinero.
  2. Smishing: muy similar a la técnica anterior, en este caso se envía un mensaje SMS a un usuario simulando ser una entidad legítima concreta (el ejemplo más común es una entidad bancaria) con el objetivo de robar al individuo información privada o realizarle un cargo económico.
  3. Vishing, llamadas telefónicas fraudulentas: en este caso el modo de producir el fraude es a través de una llamada en la que el delincuente suplanta la identidad de una empresa o persona de confianza, para, de esa manera, obtener información personal del receptor.
  1. Typosquatting: en este caso, el usuario que ha sido estafado entra en una página web que no es la que estaba buscando por el hecho de teclear erróneamente la URL en su navegador. Los delincuentes aprovechan esta situación para llevar al usuario a una página web maliciosa con un dominio (URL) similar al de la web legítima.
  2. Falso comprador y falso vendedor: El falso comprador es el que finge estar interesado en comprar un producto cuando, en realidad, su principal objetivo es recabar información personal que utilizará a posteriori para cometer el fraude. En contraposición, el falso vendedor es el que pone a la venta productos a un precio muy por debajo del valor de mercado utilizándolo como estrategia para solicitar al consumidor que adelante el dinero de un producto que nunca llegará a recibir.

Fraudes cometidos a través de la herramienta bizum

Actualmente, los tribunales deben lidiar con una modalidad nueva de fraude comercial, las estafas cometidas mediante la herramienta bizum, presente en todas las aplicaciones de entidades bancarias.  Ejemplos de fraudes que actualmente existen pueden ser:

  1. Falso comprador: Una persona supuestamente interesada en un artículo de segundo mano vendido por un particular solicita el número de teléfono móvil del vendedor para hacerle un bizum en concepto de señal, pero en vez de enviar el dinero hace uso de la funcionalidad de “solicitud”. Aunque en el mensaje se especifica claramente que es una solicitud, los estafadores saben que con las prisas es probable que el vendedor no se fije en ello y, por ende, caiga en engaño.
  2. Falso vendedor: la manera de actuar es idéntica a la expuesta anteriormente pero con la especialidad de que el adelanto del dinero, en este supuesto en concreto, se realiza mediante la herramienta de bizum. Al igual que en el supuesto anterior, el producto no acaba llegando nunca.
  3. Falsas prestaciones de la seguridad social o ERTEs: el estafador simula ser un organismo público y se pone en contacto con una persona que tiene que recibir una prestación informando que se realizará la devolución a través de la herramienta bizum. De manera similar al primer supuesto de este apartado, realmente el delincuente está solicitando dinero. Además, este supuesto es de especial relevancia debido a que los organismos oficiales nunca utilizan esta tipología de herramientas para realizar estos trámites y nunca requerirán de datos personales.
  4. Falsas recompensas: en este caso se engaña al usuario haciéndole creer recibirá una recompensa de una importante cifra de dinero a cambio de pagar una supuesta comisión irrisoria. En el momento en que el usuario acepta y paga esta supuesta comisión, en realidad, está regalando al estafador el dinero prometido.

¿Cómo puedo evitar ser víctima de una estafa producida a través de la herramienta bizum?

En primer lugar, como norma general sobre todo se debe comprobar la identidad del vendedor ya que en las compras entre particulares se pierde la condición de consumidor y, por ende, también muchos derechos que nos protegen en el caso de realizar la compra a un profesional.

Asimismo, antes de confirmar el pago se debe verificar el número de teléfono ya que en Bizum, el número de teléfono es el identificador único que permite el pago de manera que los pagos son inmediatos y se realizan de forma irrevocable.

Fraudes en alquiler de viviendas

Este tipo de fraude se produce normalmente con  anuncios (normalmente online) de alquiler de vivienda a un precio muy por debajo del precio de mercado. De esta manera, se capta el interés del consumidor solicitándole al mismo dinero. Muchas veces, el alquiler es de una vivienda que en realidad no existe. Estos mismos engaños se pueden producir en portales de compra de vehículos de segunda mano.

¿Cómo puedo evitar ser víctima de una estafa producida en el ámbito de alquiler de vivienda?

Cuando se busca un alquiler, se deben analizar de manera minuciosa las imágenes.  Se tiene que sospechar de las fotos de la vivienda que son copiadas de otra web con marcas de agua (logo o sello transparente superpuesto a una imagen) o si son las mismas que las publicadas en otros anuncios. Los errores ortográficos o frases inconexas son también un indicio de que el anuncio pueda ser falso. Asimismo, es importante también leer las opiniones y reseñas de otros compradores así como comprobar la antigüedad del vendedor.

Préstamos fraudulentos

Falsos prestamistas ofrecen condiciones aparentemente muy ventajosas para conseguir

dinero de forma rápida y sencilla. Para poder realizar el supuesto préstamo, solicitan al consumidor sus datos personales y que adelanten dinero para tramitarlo, convirtiéndose, de esa manera, en víctimas de una estafa.

Otras modalidades específicas de fraudes

  1. Carding: consiste en utilizar de forma fraudulenta numeraciones válidas de tarjetas de crédito/débito para realizar compras online. En estos casos, el titular de la tarjeta tendrá que efectuar la correspondiente denuncia y reclamar la devolución de los cargos efectuados.
  2. Falso soporte técnico: la víctima de esta tipología de fraude recibe una comunicación de un supuesto problema de seguridad en su equipo informático. El sujeto activo ofrece ayuda para desinfectar el ordenador solicitando acceso a determinadas páginas web, descarga de determinados programas… o incluso solicitando autorización para acceder al ordenador por control remoto. Una vez el usuario haya caído en la trampa, el sujeto activo puede amenazar con mantener el ordenador o sistema operativo bloqueado hasta que se abone una cantidad de dinero.
  3. Falsas ofertas de empleo: Muchas veces, se aprovechan de candidatos que están en búsqueda de empleo publicando ofertas falsas y solicitando pagos por adelantado en concepto de gestión, seguro médico o formación inicial.
  4. Cartas nigerianas: el estafador se hace pasar por un familiar, abogado o amigo de una persona que forma parte del Gobierno de un país extranjero que ha perdido la vida y que dispone en herencia de una gran cantidad de dinero que debe ser transferida al estado español. Se solicita a la víctima que abra una cuenta bancaria para poder ingresar el dinero de la herencia a cambio de una pequeña comisión. Una vez la víctima ha abierto la cuenta, el delincuente le comunica que han surgido unos problemas para transf¿Has sido víctima de fraude comercialerir el dinero y que se deben pagar unas comisiones o tasas, que serán reembolsadas. Usualmente, se le pide al destinatario de la c¿Has sido víctima de fraude comercial?arta nigeriana que brinde asistencia para obtener el dinero en efectivo. A cambio se les ofrece una recompensa del 10% al 30% del monto total.

También puede suceder que los usuarios permitan que los estafadores accedan a su cuenta bancaria a los efectos de llevar a cabo la transacción. El resultado es predecible: todo el dinero del destinatario es extraído de su cuenta bancaria. Otro truco que los criminales utilizan es pedir un pequeño avance (por lo general varios miles de dólares) a fin de poder “ejecutar un procedimiento necesario”, con la promesa de grandes ganancias para el “prestamista”. En el momento en que los estafadores  reciben el dinero, desaparecen. A veces incluso los defraudadores tratan de persuadir al receptor de viajar a Nigeria o a algún lugar similar. Como resultado, la víctima es chantajeada o amenazada.

Como se ha podido comprobar, la presencia de fraudes comerciales cada vez es más elevada. Si bien la manera de prevenirlos puede divergir dependiendo de la modalidad de fraude con la que el consumidor se encuentre, lo más importante es ser muy precavido con todas las operaciones en las que haya dinero presente y desconfiar siempre que existan prisas en relación con la parte contraria.

¿Cómo actuar en caso de ser víctima de un fraude?

En primer momento, lo que se debe hacer es poner en conocimiento de la entidad bancaria la actividad constitutiva de delito así como interponer una denuncia policial y guardar todos los datos e información relativa a las conversaciones mantenidas con el estafador (si existen)

¿Has sido víctima de un delito de fraude comercial?

Si has sido víctima de un fraude comercial  no dudes en ponerte en contacto con un abogado que te ofrezca el mejor asesoramiento legal para poder ayudarte durante todo el procedimiento. No lo dudes y contacta con el despacho de abogados penalistas Balaguer Bataller, en Barcelona, abierto las 24h los 365 días al año.

 

 

Deja un comentario